ADYACENTE 

(Recop.) Justo Fernández López

 

Vgl.:

Nukleus / Ergänzung / Modifikator

 

«Entendemos por adyacencia la incidencia sintáctico-semántica de un elemento en otro nuclear o eje, que se ve modificado por el elemento adyacente. Todo tipo de complementación en un sentido amplio es una adyacencia o incidencia de un sintagma sobre otro para precisarlo, determinarlo, explicarlo o complementarlo de algún modo. No existe, pues, adyacente sin núcleo en que incide.

Llamamos incidencia a la relación sintáctica de un elemento respecto a otro, en torno al cual gira y sin el cual no puede aparecer, al que modifica y con el que forma unidad funcional y semántica.»

[Hernández Alonso, C.: Nueva sintaxis de la lengua española. Salamanca: Colegio de España, 1995, p. 184-185]

«En todos los niveles lingüísticos, pero fundamentalmente en el del sintagma opera esta relación sintáctica que llamamos adyacencia. Entendemos que es adyacencia aquel elemento funcional que incide sobre otro formando con él unidad de rango superior, y que aporta una función semántica especificativa, de delimitación, concreción. Anticipemos que el término „adyacente“ frecuentemente va pospuesto al elemento que modifica.

Los adyacentes pueden clasificarse Atendiendo a las clases de palabras o funtivos que ocupen este hueco funcional podemos distinguir adyacencia nominal (Arroz con leche, Casa de madera), adjetiva (Hombre alto), y adverbial (enteramente feliz). Adviértase que no es imprescindible la presencia de un nombre y adjetivo respectivamente en los dos primeros grupos, sino que en ellos incluimos cualquier elemento perteneciente a esa clase de palabras o sea conmutable en ese mismo lugar por ellas. Así las tradicionales proposiciones de relativo son adyacentes de carácter adjetivo, pues son conmutables por un adjetivo.»

[Hernández Alonso, C.: Gramática funcional del español. Madrid: Gredos, ²1986, pp. 114 y 117]

«La forma verbal es el núcleo de la oración y en él se cumple la relación predicativa: se dice de alguien algo. Los demás componentes que en la oración pueden aparecer en torno al núcleo son términos adyacentes, cuya presencia no es indispensable para que exista oración.»

[Alarcos Llorach, Emilio: Gramática de la lengua española. Madrid: Espasa-Calpe, 1994, p. 247]

Clases de adyacentes:

adyacente preposicional de participio referido al agente: La noticia es divulgada por la prensa.

adyacentes atributivos del sujeto:  El abogado vivía tranquilo.

adyacentes de núcleo:

«Los términos adyacentes sirven para especificar con más precisión la referencia a la realidad que efectúa el verbo o núcleo de la oración. Según la función que desempeñan en laoración, existen varias clases de términos adyacentes:

1. adyacente en función de sujeto explícito o léxico: La secretaria escribe.

2. adyacente en función de objeto directo (complemento directo o implemento): Escribe una carta.

3. adyacente en función de objeto preposicional o suplemento: Hablaban de la guerra.

4. adyacente en función de objeto indirecto (con a ante el sustantivo): Escribe una carta a su amigo.

5. adyacente en función de atributo o predicado nominal: El niño es inteligente.O adyacentes análogos al atributo: el ciclista llegó cansado.

6. adyacente circunstancial (complemento circunstancial o aditamento): Escribe una carta en su cuarto, Así se escribe la historia, El lunes recibiremos noticias.“ [Alarcos 1994: 257-258]

adyacentes circunstanciales, llamados también complementos circunstanciales o aditamentos:

Los chicos han terminado felizmente / con éxito sus exámenes. [sie haben die Prüfungen erfolgreich bestanden]

„Hay un grupo de palabras cuya función primaria es la de adyacente circunstancial: son los adverbios. Pero ese  papel pueden desempeñarlo también segmentos diferentes y más complejos. En general, los adyacentes  circunstanciales pueden ser sustituidos por adverbios:  fue al pueblo  =  fue allí.“ [Alarcos 1994: 297-298]

adyacentes o modificadores oracionales:  

Los chicos han terminado, felizmente, los exámenes.

[glücklicherweise (Gott sei Dank) haben sie die Prüfungen bestanden]

adyacente temático de infinitivo: El apoyar tú la propuesta me satisface > apoyas la propuesta

y ello me satisface / Me satisface el que tú apoyes la propuesta.

„El sustantivo personal sería sujeto explícito en el enunciado tú apoyas la propuesta y ello me satisface. No hay inconveniente en llamar a esa unidad sujeto del infinitivo, pero teniendo en cuenta que, al carecer el infinitivo de morfemas personales, no existe la forzosa concordancia entre sujeto explícito y morfema personal del verbo, es preferible llamarlo adyacente temático.»  [Alarcos 1994: 144]

«Adyacencia

1.    En uno de los sentidos del término, ‘adyacencia’ es la relación sintáctica que se establece entre un elemento adyacente o subordinado y el núcleo del que depende. Así, por ejemplo, para Hernández Alonso (1995: 184), la ‘adyacencia’ es la incidencia sintáctico-semántica de un elemento en otro nuclear o eje, que se ve modificado por el elemento ‘adyacente’. Habría, pues, relación de ‘adyacencia’ entre, pongamos por caso, la oración adjetiva que viven lejos y el núcleo nominal alumnos en el sintagma nominal Los alumnos que viven lejos llegan tarde a clase.

2.    En otro sentido del término, ‘adyacencia’ es la relación lineal que se establece entre dos elementos contiguos en la oración. Cf adyacente, par de adyacencia, principio de adyacencia.»

[Alcaraz Varó, Enrique / Martínez Linares, María Antonia: Diccionario de lingüística moderna. Barcelona: Editorial Ariel, 1997, p. 33]

«Adyacente

1.    En uno de los sentidos del término se identifican como ‘adyacentes’ las unidades sintácticas subordinadas a un núcleo. Así, por ejemplo, de conformidad con Alarcos (1994: 257) en Escribe una carta a su amigo, tanto una carta como a su amigo son términos ‘adyacentes’ que dependen del núcleo verbal escribió. Asimismo, para Hernández Alonso (1995: 185), en la la casa blanca o la ciudad de Burgos, blanca y de Burgos son unidades adyacentes de un núcleo sustantivo.

2.    En una acepción distinta, se dice que un elemento es ‘adyacente’ a otro cuando ambos ocupan posiciones contiguas en una secuencia. Es este, por ejemplo, el sentido que tiene ‘adyacente’ cuando se afirma que los objetos directos indeterminados deben aparecer en una posición ‘adyacente’ al verbo, como en “María escribe cartas rápidamente” pero “María escribe rápidamente cartas

[Alcaraz Varó, Enrique / Martínez Linares, María Antonia: Diccionario de lingüística moderna. Barcelona: Editorial Ariel, 1997, p. 33]

«Modificador

Véase Adyacente, Complemento.

Modificador oracional o incidental. Palabra o expresión que modifica a la oración en su conjunto. Los modificadores oracionales están separados de la oración por pausas y se caracterizan por su libertad de colocación:

Probablemente, el Madrid ganará la liga.

El Madrid, probablemente, ganará la liga.

El Madrid ganará la liga, probablemente.

Entre los modificadores oracionales se encuentran los adverbios y los sintagmas preposicionales que expresan una valoración del hablante sobre el contenido de la oración (en mi opinión, sinceramente...), los marcadores del discurso (sin embargo, además...) y las construcciones absolutas. (Véase inciso.)»

[Eguren, Luis / Fernández Soriano, Olga: La terminología gramatical. Madrid: Gredos, 2006, p. 80]

«Adyacente

1.    Cada uno de los elementos que se combinan con un núcleo. El indeterminado un, el sintagma preposicional de texto y el adjetivo bonito son adyacentes del sustantivo nuclear libro en el sintagma nominal un libro de texto bonito.

2.    Cada uno de los elementos que en una secuencia dada son contiguos.»

[Eguren, Luis / Fernández Soriano, Olga: La terminología gramatical. Madrid: Gredos, 2006, p. 50]

«Complemento

1.    Véase Adyacente, Modificador.

2.    Cuando se utiliza en oposición a adjunto, este término hace referencia a los constituyentes requeridos o seleccionados por un núcleo, a excepción de los sujetos: el estudiantes de matemáticas, hacer los deberes

[Eguren, Luis / Fernández Soriano, Olga: La terminología gramatical. Madrid: Gredos, 2006, p. 59]

«Modificador o adyacente

Puede utilizar el término modificador o adyacente indistintamente; nosotros, por una razón didáctica, utilizamos el término modificador para referirnos al adverbio o indefinido cuantificador (adverbio indefinido) que precede al núcleo adjetivo y también al núcleo adverbial, y el término adyacente para referirnos al adjetivo (o Sadj), al SN y a la oración cuando realizan esta función.»

[Gómez Manzano, Pilar / Cuesta Martínez, Paloma / García-Page Sánchez, Mario / Estévez Rodríguez, Ángeles: Ejercicios de gramática y de expresión. Con nociones teóricas. Madrid: Editorial Centro de Estudios Ramón Areces, 2006, p. 25, n. 17]

«Adyacentes o modificadores

Los adyacentes o modificadores del núcleo en el SN contribuyen a la interpretación semántica. Unos especifican o restringen la referencia del sustantivo:

Los [trajes largos] son muy caros

(‘no todos los trajes son caros, solo los trajes largos’);

otros aportan una información complementaria al sustantivo, pero no limitan su referencia:

Mi hermana, distraída, no vio nada.

Le corresponde funcionar como modificador o adyacente den núcleo de un SN al adjetivo (entiéndase al denominado adjetivo calificativo) o, más concretamente, al sintagma adjetival. [...]

Sin embargo, también un sintagma nominal y una oración pueden funcionar como adyacentes en un SN.»

[Gómez Manzano, Pilar / Cuesta Martínez, Paloma / García-Page Sánchez, Mario / Estévez Rodríguez, Ángeles: Ejercicios de gramática y de expresión. Con nociones teóricas. Madrid: Editorial Centro de Estudios Ramón Areces, 2006, p. 14-15]

«Para obviar las dificultades de la definición de palabra, los lingüistas han recurrido a establecer una unidad sintagmática, el sintagma. En sentido amplio, las palabra podía estar comprendida dentro de esta clase y ello porque, en esa definición comprehensiva, un sintagma sería un conjunto de al menos dos elementos unidos por una relación funcional, es decir, de dependencia: uno sería el núcleo y el otro el modificador, determinante o adyacente. En general, se considera que el sintagma es un conjunto binario, de acuerdo con el binarismo dominante en los criterios estructurales, pero, en rigor, en este tipo de definición más amplia, ello tampoco serían imprescindible. La definición, desarrollada, a partir del Curso de Lingüística General, por Charles Bally, en su Linguistique Générale et Linguistique Française (esp. pár. 154-163) se precisa en el sentido de que se trata de una estructura binaria, cuyos miembros son intercambiables con otros de la misma clase sin que se altere gramaticalmente (i. e. sistemáticamente) el conjunto. Uno de los miembros es el determinado (+), otro el determinante (+ ‘).»

[Marcos Marín, Francisco: Curso de gramática española. Madrid: Cincel, 1980, p. 158]