ADVERBIO ATRIBUTIVO 

(Recop.) Justo Fernández López

 

Siehe / Véase:

 ADYACENTES ATRIBUTIVOS DEL SUJETO

 ATRIBUTO CIRCUNSTANCIAL

«El adverbio como atributo

Aunque el adverbio tiene como función principal, que lo define, la de complemento circunstancial, puede también realizar otras funciones en la oración. Lo que sucede es que estas funciones las comparte con los sustantivos y los adjetivos. Por ello, se ha apuntado la hipótesis de considerarlo como un elemento más que integra la clase de los “nombres”. Estas funciones, categorialmente neutras, o que pueden estar desempeñadas por sustantivos, adjetivos o adverbios, son: atributo de verbo copulativo, núcleo nominal y adyacente nominal.

La función de atributo, o de predicado nominal –como la llamaba la gramática tradicional–, es categorialmente neutra; es decir, que tanto los sustantivos y los adjetivos como los adverbios pueden actuar como tal. Así, al lado de los verbos ser, estar y parecer pueden encontrarse adverbios, que dejen como referente lo.

Junto al verbo ser, debido a su significado, sólo son posibles como atributos algunas unidades de paradigma adverbial.

Así, pueden registrarse ejemplos como:

es bastante lejos

es mucho o poco

era así

era tarde o temprano

será mañana u hoy

es cerca

será ahora o nunca

fue luego

después o antes

es mejor o peor

es más o menos

era tanto

Pero los restantes adverbios, o los de modo que terminan en –mente, no aparecen con ser. Quizá es porque de inmediato surge el adjetivo en vez del adverbio. La noción de ‘tiempo’ y los adverbios que la expresan son los que mejor se combinan con ser. Por el contrario, las nociones de ‘lugar’ y de ‘modo’ parecen más adecuadas para el estar.

Con este verbo, además, las restricciones son menores, aunque también existen:

está tranquilamente

está así

está allí, allá, acá, aquí, alrededor, delante

está bien, mal, mejor, peor

está encima, debajo, afuera, detrás, lejos, cerca, arriba, abajo

está antes o después, pronto

está mucho, poco, bastante, demasiado, apenas, casi, necesariamente

Con respecto al verbo parecer, debe señalarse que las posibilidades de que un adverbio actúe como atributo se restringe mucho más:

parece bien, mal, mejor, peor, regular

parece así, mucho, poco, bastante, demasiado, tanto

parece lejos, cerca, pronto, tarde, temprano, apenas, más, menos

Aparentemente los que se admiten son los de ‘modo’, y no todos, así como los de ‘cantidad’. Los que expresan ‘tiempo’ parecen referirse también a la ‘cantidad’, y por ello, tal vez, pueden mostrarse junto a parecer.

De todas formas, los adverbios de afirmación, negación o duda, por su peculiar significado, no actúan como atributo, aunque, claro está, puedan mostrarse junto a los tres verbos copulativos.»

[Álvarez Martínez, Ángeles: El adverbio. Madrid: Arco Libros, 1992, p. 41-42]